Escuela expulsa niña de 8 años por mostrar sentimientos a otra niña

Opinión

La noticia que presentaré a continuación la vi por primera vez a finales de enero. En ese entonces la información pasó inadvertida. Sin embargo, hace solo unos días, NBC News también se hizo eco de esta información que desde un principio me llamó la atención y quería compartir con ustedes.

La noticia en cuestión es sobre la decisión de una escuela de expulsar de forma permanente a una niña de ocho años de edad. ¿La falta de la estudiante de 2do grado? Haberle dicho a una compañerita de clase, que estaba enamorada de ella.

El incidente ocurrió el pasado 21 de enero, cuando Chloe Shelton, una estudiante de segundo grado en la escuela cristiana Rejoice Christian en Owasso, Oklahoma, le dijo a otra estudiante que estaba enamorada de ella, según declaró su madre, Delanie Shelton a CNN en ese entonces.

De acuerdo con la cadena de noticias, Chloe fue sacada de inmediato del patio de recreo, donde ella habría declarado sus intenciones y pasó las siguientes horas en la oficina del director. La forma en que la administración escolar se enteró de lo ocurrido no está clara.

"Antes incluso de que me llamaran, la subdirectora le dijo a Chloe que la Biblia dice que las mujeres solo pueden tener hijos con un hombre", le explicó Shelton a CNN.

Hablando con NBC News a principios de febrero, Shelton detalló que fue llamada a la escuela para recoger a su niña. Explicó que cuando llegó, la subdirectora Kelli Owens le preguntó cómo se sentía "acerca de que a las chicas les gustan las chicas".

"Le dije: 'Bueno, si soy honesta contigo, creo que está bien que a las chicas les gusten las chicas', y quiero decir, ella parecía disgustada y sorprendida por mi respuesta", dijo Shelton a NBC News.

Luego de esto, Shelton se llevó a Chloe a casa y los administradores de la escuela le dijeron que no regresara.

Al día siguiente, el superintendente llamó a Shelton para decirle que la escuela estaba "terminando su asociación" con la familia de Shelton, lo significaba que el otro hijo de 5 años de Shelton, que estudiaba en la escuela, también estaba expulsado.

Shelton dijo estar sorprendida, enojada, herida y triste por la decisión, por lo que busco una reunión con la administración de la escuela para tratar el tema, pero estos se habrían negado.

La madre dijo que Chloe estaba llorando y preguntando si Dios aun la amaba, ya que en la escuela le habrían dicho que una chica solo debe casarse con un hombre, que el hecho de “que a las niñas les gusten las niñas es un pecado, y no está en la Biblia, y no está bien a los ojos de Dios ".

Tras este incidente, las preguntas que surgen son. ¿tenía la escuela el derecho de expulsar a Chloe? Y ¿debió la escuela decirle a Chloe las cosas que les dijo?

Cada empresa, institución y organización tienen sus propias reglas que deben de ser seguidas y respetadas por las personas relacionadas o asociadas a ellas. En el caso de la escuela Rejoice Christian, no es diferente y en su manual escolar ellos establecen - según reportan CNN y NBC News – el tema de lo que llaman la “inmoralidad sexual”, la cual es en contra de las creencias de ese centro educativo.

El manual especifica que "cualquier forma de inmoralidad sexual" va en contra de sus creencias, incluyendo "profesar ser homosexual y/o bisexual". Y establece que los estudiantes que no "se ajusten a los estándares e ideales del trabajo y la vida" en la escuela pierden el "privilegio" de asistencia.

El manual también indica que los estudiantes tampoco pueden tener demostraciones públicas de afecto, incluso tomarse de la mano, abrazarse o besarse. El embarazo también es motivo de expulsión, aunque el estudiante puede ser "confinado en casa", por lo que otros estudiantes no "se sientan atraídos por un mal ejemplo para hacer lo mismo".

De acuerdo, con lo citado aquí, es obvio de que la escuela estaba en su derecho de expulsar a Chloe, pero lo que la escuela no tenía, era el derecho de decirles las cosas que les dijo a la niña sobre la biblia y Dios, pues eso puede resultar traumatizante en un niño de su edad.

Este caso pone en evidencia como se maneja el papel de las escuelas en la educación de los niños. Las escuelas deben de ser los sitios donde los niños van a aprender matemática, gramática, física, historia y asignaciones similares, pero la educación espiritual, religiosa, moral y los valores humanos deben de ser responsabilidad de los padres, no de las escuelas ni del sistema. Pero los padres se han olvidado de esto y han delegado esas importantes responsabilidades al gobierno y los centros escolares.

En su manual, la escuela Rejoice Christian, es clara en que sustentan sus enseñanzas en los principios cristianos y la biblia. Eso no está mal, mas, si tu compartes esos mismos valores, pero si tus creencias son más progresistas, como parecen ser las de la señora Shelton, una escuela como esta no es para sus hijos.

En conclusión, aunque no se ve bien, la escuela no hizo mal al expulsar a Chloe, porque ellos – aparentemente – son claros con sus reglas y actuaron basadas en ellas, pero Chloe tampoco ha estado mal por expresar lo que siente, porque nadie absolutamente nadie debe de ser castigado, acosado o discriminado por ser quien es y más si no daña a nadie. En esta situación, el problema aparente es que esta niña, no estaba en la escuela correcta, por lo que este incidente debe de ser ejemplo para todos y para esos padres menos tradicionales, ya que ellos deben de entender que las creencias cristianas no son muy inclusivas y eso es algo que, aunque no nos guste, debemos de respectar.

(0 votos)
Leído 76 veces